Bosque mágico de Orrius

Coord. GPS 41.57096, 2.3362

Carretera BV-5106 , Km 2
08430 La Roca del Vallés,
Barcelona, España

El bosque encantado de Orrius, la magia y la leyenda

Historia

El Bosque de Orrius, en la provincia de Barcelona, es un lugar mágico y misterioso, plagado de simbolismos, donde la naturaleza y sus enigmáticas rocas han hecho que muchos sean los que quieran adentrarse entre sus frondosos árboles para desentrañar los misterios que esconde.

Y es que este bosque para muchos encantado, es un destino mágico, lleno de leyendas y para algunos, también de espíritus. Sus laberintos subterráneos, cuevas, extrañas formaciones y rocas, por lo que es más conocido, le han otorgado el velo de lo enigmático ya que, a fecha de hoy, siguen sin saberse a ciencia cierta los motivos que llevaron a sus autores a tallarlas en lo más profundo de la arboleda.

LAS FIGURAS DEL BOSQUE ORRIUS

El secreto del Bosque de Orrius se guarda en su interior. Allí se encuentran unas extrañas rocas cinceladas, que por su forma, se asemejan a diferentes personajes pero de las que se desconoce su significado o su intención. Aunque existen lugares a lo largo de la geografía española que tienen mayor cantidad de rocas peculiares, sí es cierto que este lugar destaca por la calidad de las mismas, por la naturaleza del lugar y por la incógnita que representan.

Las más conocidas son tres figuras que se levantan imponentes, enormes en sus dimensiones, desafiando al tiempo y a la historia: la figura de un Moai, el rostro humano y el elefante.

Las primeras dos figuras se encuentran talladas en una misma masa rocosa. Y puede que la razón vaya más allá de lo estrictamente casual. Por un lado, un Moai (propio y exclusivo de la isla de Pascua) majestuoso y exquisito en su talla, mira al infinito con sus tradicionales ojos vacíos de expresión. En su anverso, la figura de un hombre, un indígena americano, se recorta en la granítica piedra, dando las dos caras de una misma moneda.

Su significado se desconoce pero ha sido asociado a la mitología de influencia indoeuropea, al famoso Dios Janus, que en la llamada “puerta del año o de los meses” correspondería al primer mes o Enero. Este era el dios de las puertas, del arriba y abajo, del interior y el exterior, del pasado y el futuro. Por tanto, podemos entender que quizás esta piedra tuviera una finalidad iniciática o esotérica.

Aunque su antigûedad está fechada en tiempos actuales (siglo XX) el origen y autor de dichas obras aún resulta un enigma no desvelado.

Otras formaciones interesantes son los muchos pequeños dólmenes escondidos entre la foresta, la roca del duende, la roca de la golondrina y la famosa roca de las cruces, lugar que la leyenda relaciona con Perot Rocaguinarda, un bandolero catalán que asaltaba a los desprevenidos por los caminos que enlazaban Gerona y Barcelona.

Esta roca, que se encuentra en lo más profundo del Bosque de Orrius, está repleta de cruces grabadas. Según la tradición, corresponderían a cada una de las personas que dio muerte el famoso bandolero.

LOS MISTERIOS DEL BOSQUE ORRIUS

No hay que olvidar que el Bosque de Orrius, al margen del misterio que genera en la actualidad, con sus enigmáticas esculturas y sus leyendas, ya era un lugar considerado anteriormente como sagrado.

Sus dólmenes, que salpican lo frondoso de la arboleda, así lo atestiguan, indicándonos que tuvo actividad prehistórica, que hubo asentamientos neolíticos, lo cual dota al lugar de un carácter muy especial.

Con el paso del tiempo, sus moradores se encargaron de horadar las cuevas naturales ya existentes para convertirlas en un rincón donde poder habitar. Con lo cual, se recoge que la mano humana ha tratado de cambiar este entorno con el fin de asentarse en él, quizá por un nexo de unión más íntimo con la madre naturaleza, conocedores de las energías que encierra este bosque y que hoy sólo podemos intuir.

En la última mitad del siglo XX el Bosque de Orrius fue redescubierto por grupos de yoga, meditación, etc, que decidieron elegir sus cuevas como lugar de reunión. Es a partir de entonces cuando aparecen las famosas rocas, las figuras enigmáticas de cuyos autores no sabemos hoy día nada (excepto que tuvo que ser más de una persona puesto que se denotan estilos diferentes en sus trazos) y que dotaron al lugar de mayor misticismo aún si cabe.

Pese a lo cercano en el tiempo, sus claves o el mensaje que querían transmitir con ello quienes cincelaron la roca, sigue siendo todo un enigma.

LOS ESPÍRITUS Y LOS OVNIS

Los misterios del Bosque de Orrius no quedan exclusivamente en su exterior, entre su foresta. Existe el otro bosque, el que nos lleva a sus mundos subterráneos. Laberintos que parecen transportarnos a otra realidad. De hecho, varios cazadores vecinos de la localidad, en los años 30 del siglo pasado, durante sus batidas en el monte con los perros, se adentraron en el interior de la montaña y no regresaron jamás.

Los pasadizos por donde aquellas personas se perdieron existen, aunque no se puede acceder en la actualidad a ellos porque fueron dinamitados. Sin embargo, las personas que han pasado la noche en este monte encantado y sus entrañas comentan que, por alguna causa desconocida (puede que corrientes de agua o de aire), al posar sus cabezas sobre el suelo y acercarlas a la tierra durante la noche, se escuchan extraños ruidos procedentes del interior de la montaña, como si paseasen aún por sus subterráneos laberintos, personajes de otro mundo.

El bosque de Orrius y sus habitantes, también han sido testigo de otras manifestaciones: la aparición de luces extrañas en el cielo atrajeron a grupos ufológicos para realizar sus investigaciones en el pasado.

Vecinos del pueblo recuerdan cómo, estando aún en la escuela, pudieron ver en el cielo unas luces que no tenían explicación, parecidas a una aurora boreal y que desaparecieron sin más en el firmamento. Estas luminarias pudieron ser vistas por todos aquellos que se fueron sumando poco a poco a la observación del fenómeno y jamás fueron descifradas.

Este lugar es, por tanto, un gran atractivo para los amantes de lo oculto. Ya sea por las leyendas y misterios que recaen sobre él como por sus extrañas figuras rocosas que, tengan un origen natural o cincelado por el hombre, no dejan de recordarnos que el Bosque Orrius es un enclave sagrado, un lugar de poder.

©Enigmaps



Bosque mágico de Orrius

Carretera BV-5106 , Km 2
08430 La Roca del Vallés,
Barcelona, España

Localización : 41.57096, 2.3362

•  


Tours

GRANDES RUTAS EN COCHE POR LA ZONA

CATALUÑA POR LA COSTA BRAVA Y COSTA DE BARCELONA
(En coche, a tu aire) Consulta condiciones y extras incluidos

CATALUÑA POR LA COSTA BRAVA Y COSTA DAURADA
(En coche, a tu aire) Consulta condiciones y extras incluidos

VISITAS GUIADAS EN LA ZONA

Fotografías

Dónde dormir



Booking.com

Otros misterios cercanos